¿Cómo hacer una cata de vinos en casa?

¿Uno de tus planes favoritos es ir a una cata de vinos con tus amigos o pareja? Evidentemente no podemos estar todos los fines de semana acudiendo a las mejores bodegas a degustar vinos, pero sí que podemos darnos el gusto de disfrutar de una cata de vinos en casa de lo más divertida.

La combinación de amigos y vinos de Jamón Puro Bellota son la mejor opción si buscas deleitarte con los mejores sabores mientras disfrutas de unas buenas risas.

Hoy en el blog de Jamón Puro Bellota te traemos la guía de cómo hacer una cata de vinos en casa y que sea todo un éxito. ¡A disfrutar!

Preparación de la cata de vinos en casa

La preparación para una exitosa cata de vinos en casa es fundamental. Si no contamos con todos los pasos a seguir para esta reunión, los invitados no habrán aprendido nada sobre los vinos a servir ni habrán podido disfrutar correctamente de la experiencia sensorial del vino.

Por eso, lo primero que debemos hacer es elegir el tema de nuestra cata de vinos. Con ello, nos referimos a que debemos seleccionar nuestros vinos en base a un mismo tema, por ejemplo, la misma Denominación de Origen, el mismo tipo de uva, métodos de elaboración, etc.

Como te decíamos, preparar todo con antelación es muy importante para acertar en cantidades, sobre todo. Para ello debemos planificar cuántas personas seremos en nuestra cata y la cantidad de copas que queremos probar. Por lo general, la cata se suele hacer con alrededor de 3-5 vinos distintos.

Si quieres quedar como todo un experto y que tus invitados se sorprendan por lo mucho que sabes de vinos, puedes prepararte un poco de información sobre cada vino que compondrá vuestra cata para así poder apreciar las diferencias mucho mejor.

Un aspecto que normalmente se pasa por alto en las catas de vinos, y que es muy relevante para el primer paso, es la iluminación. Se recomienda que la zona de la casa donde vayáis a hacer la cata sea luz natural o blanca para así apreciar al máximo los matices del vino. 

Además, para no interferir en el olor de los vinos que hayamos seleccionado, lo mejor para ese día es no poner ambientadores ni abusar de perfumes para no mezclar olores que pueden hacer perder la magia de la cata.

Como ya sabes, la temperatura del vino es uno de los ejes sobre el que girará la cata. De hecho, si nuestros vinos no están a la temperatura óptima, la cata será un fracaso. Es recomendable servir los blancos y rosados aproximadamente entre 7-8º y los tintos entre 17 y 20º. La temperatura escogida para cada tipo irá marcada sobre si son más jóvenes o crianza.

Seguramente también te estés preguntando si junto al vino debes servir comida o no. Lo ideal es que optes por un buen maridaje para el vino.

Te recomendamos nuestro artículo:  Maridaje perfecto del jamón ibérico de bellota y el vino.

Cuando pruebas diferentes vinos, acabas teniendo una mezcla de sabores que no te permite terminar la cata diferenciando correctamente cada tipo. Para ello, es muy buena idea poner unos platitos con picos o algún tipo de fruto seco para ayudaros a cambiar de sabor. 

¿Cómo hacer correctamente la cata de vinos?

La técnica de las catas de vinos se divide en 3 etapas:

  1. El color. Esta es la fase inicial en la que podremos diferenciar el tipo de vino que vamos a probar a través de su aspecto visual.
  2. El olor. Deberás de mover la copa para apreciar su olor antes y después del movimiento.
  3. El sabor. Llegó el momento de disfrutar del sabor del vino. Tendremos que estar preparados para abrir nuestra mente y permitirnos experimentar nuevos sabores sin prejuicios ni preferencias. De hecho, normalmente en este tipo de catas descubres, al menos, un nuevo vino que entra a tu lista de favoritos.

Para poder disfrutar correctamente de los vinos deberéis de servirlos de menor a mayor cuerpo e intensidad. Si lo hacéis al revés, los vinos que sean suaves no los percibiréis al final de la cata.

Eso sí, debes de tener en cuenta que, depende del tipo de vino, sobre todo los de crianza, requieren ser decantados antes, porque al llevar cerrados bastante tiempo necesitan liberar los olores.

Por tanto, recuerda que si escoges un vino de larga maduración, tendrás que contar con un decantador y servirlo unos minutos antes para poder saborear y oler correctamente tu vino.

Además, como truco desde Jamón Puro Bellota, también te recomendamos guardar las botellas en vertical el día de antes, así los posos de las botellas se quedarán en el fondo y no pasarán a nuestra copa.

En tu cata puedes disfrutar de los mejores vinos de Jamón Puro Bellota como el vino tinto Montecillo de crianza, el vino blanco Secrets de mar o el vino tinto Formiga de Bellut. Aunque te recomendamos que eches un vistazo a nuestro catálogo de vinos y descubras la gran selección con la que contamos. ¡Te esperamos!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.